domingo, 20 de enero de 2013

CAPITULO 31


Narra Francis

Mi hermano y yo estabamos buscando a las chicas a las cuales despues de llamar a Amelia las vimos salir de la cocina riendo.

- Desesperado  Francis porque tu querida prometida no esta contigo un momento? - me pregunto con un tono demasiado sarcastico Aby

- Aby eres muy graciosa y si estoy desesperado porque me robas a mi hermosa prometida - le dije poniendome junto a Amelia

- Bueno os dejamos solos pareja y disfrutais de vuestra compañia - dijo mi hermano agarrando a Aby de la mano

Ellos dos se fueron dejandonos solos a Amelia y a mi. 

- Que tiene tu hermana con mi hermano? - le pregunte a Amelia cuando entramos a la que antes era mi habitacion

- No lo se porque Francis? - se nota que me esta ocultando la verdad

- Amelia mi amor se que algo traman y a Piero le gustas tu pero como estas conmigo se a enrollado con tu hermana - le dije serio seguro de ello

- Francis por favor no pienses en eso que me da igual yo te quiero a ti olvidalo por mi - me dijo sonriendome tiernamente

- Esta bien lo hare por ti porque te quiero - le dije llenandole la cara de besos

Seguimos asi besandonos hasta que mi hermana Maria entro y se sento entre nosotros dos.

- Francis porque has subido aqui? No quieres estar conmigo? - pregunto ella con voz triste

- Claro que quiero peque pero tambien quiero estar con mi novia - le dije aunque no deberia haberlo dicho asi

- Francis vete con tu hermana y nos vemos mas tarde yo hablare con otras personas de la fiesta - me dijo ella sonriendo levantandose de la cama

Asenti, me levante de la cama antes de que Amelia saliese de la habitacion y le di un ultimo beso aunque no del dia en los labios. Ella se fue abajo y me dejo con mi hermana que saco la wii que tenia en mi cuarto y su juego favorito para jugar los dos: Mario Kart.

Narra Amelia

Baje para dejar que la hermana pequeña de Francis estuviese con el, es una niña muy bonita y no soy yo quien para impedir que este con su hermano.

Estaba cogiendo algo para tomar cuando Piero solo se acerco a mi cogiendo tambien un vaso.

- Que tal con mi hermana Piero? - le pregunte mirandole 

- Tu hermana es muy buena novia se que lo nuestro funcionara porque? - me pregunto devolviendome la mirada

- Porque ella es mi hermana y no quiero que nadie le haga daño y tu no paras mucho por Italia - le dije poniendome seria

- No voy a hacer daño a Aby y cuando tenga que irme a otro pais ella vendra conmigo! - afirmo - estas celosa?

- Yo celosa? - reí - no me pondria celosa de una chica por ti por nada Piero 

Dicho eso me aleje de el y fui a hablar con los dos amigos de Francis que de seguro era mas interesante que pasar un segundo mas junto a Piero.

- Nosotros estamos muy felices porque tu seas la chica con la que Francis se vaya a casar - me dijo el que se llama Andrea

- De verdad os alegra? - pregunte con media sonrisa en mi cara

- Por supuesto Amelia! La ultima novia que el tuvo siempre se metia con nosotros dos y no nos dejaba ver a nuestro amigo nunca - me dijo el otro chico

- Esa chica quien es? - le pregunte preocupada

- No tiene importancia no debes preocuparte por ella Francis te quiere a ti - dijo el mismo despreocupado

Seguimos hablando los tres, riendo y bebiendo cuando me abrazaron por la cintura, los dos chicos se fueron dejandonos solos.

- Tu hermana ya se canso de ti? - le pregunte girandome para mirarle a los ojos

- Se ha dormido jugando a Mario Kart - me dijo riendo

- Pobrecita se lo has dicho a tus padres? - le pregunte pasando mis brazos por detras de su cuello entrelazandolos

- Si ya les dije - afirmo - ahora podemos estar juntos 

- Cuando se acabe la fiesta estaremos mejor amor - le dije plantandole un beso en los labios

Seguimos besandonos unos segundos, despues fuimos con sus padres hasta que acabo la fiesta y cada uno nos fuimos a nuestras casas menos mi hermana, Piero, Francis y yo que nos quedamos en la casa de los padres de Francis porque ellos nos dijeron de quedarnos ahi ya que era un poco tarde.

- Estas cansada amor? - me pregunto cuando estabamos acostados ya en su cama

- Un poco y tu? - le pregunte dandome la vuelta para mirarle

- La verdad es que no mucho prefiero ocupar mi tiempo besandote - me dijo coqueto

Le iba a responder pero no me dejo cuando empezo a besarme, se acosto sobre mi Francis poniendo su mano en mi pierna pero fuimos interrumpidos cuando se abrio la puerta de la habitacion.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada